Saleen S5S Raptor, americano 100%

saleen-s5s-raptor.jpg

Mi colega de comunidad Alhuevo me ha pedido recientemente que escriba algo sobre un espectacular prototipo presentado en la pasada muestra de New York, causando gran revuelo entre los gurús del sector. Un vehículo que, entre otras cosas, goza de un sprint reservado a unos cuantos elegidos, 0 a 100 en 3,2 segundos, toda una proeza, y más aún si tenemos en cuenta que se alimenta de una mezcla con etanol al 85%; una máquina que a primera vista parece haber salido de una factoría europea, tal vez de la de Lamborghini o la de Ferrari, pero que, en realidad, ha nacido en Troy Michigan, en el cuartel general de Saleen, un americano al 100%.

Saleen, preparador de vehículos de competición y especialista en mustangs, nos tiene acostumbrados a trabajos de gran nivel. Entre sus célebres modelos podremos encontrar el S281 3V, el S281 supercharger, el S281 red flag, el H302 3V, el H302 supercharger, el super poderoso H302 Extreme y, destacando sobre todos, la joya de la corona, el S7. Desde el inicio de la compañía allá por 1984, Saleen ha revolucionado el sector de las preparaciones, siempre ha manufacturado vehículos de acuerdo con las pautas gubernamentales del estándar industrial (algo que por aquellos tiempos no se estilaba y aún hoy no cumplen algunos). Seguridad, control de emisiones y control de calidad, son toda una garantía con ellos. Su filosofía empresarial se ha basado en cinco pilares fundamentales: funcionamiento extremo, diseño expresivo, exclusividad, valor excepcional y pasión por la excelencia, características presentes desde luego en su último trabajo, un prototipo impresionante y realizado para su vigésimo quinto aniversario.

saleen-s5s-raptor-001.jpg saleen-s5s-raptor-002.jpg saleen-s5s-raptor-003.jpg saleen-s5s-raptor-004.jpg saleen-s5s-raptor-005.jpg

El coche
Raptor. Saleen S5S Raptor. Desde luego un nombre acertado para esta evolución basada evidentemente el mítico S7, aunque totalmente nueva en cuanto a diseño y materiales, mantiene la esencia del supercar estrella de la casa americana. Diseñado en colaboración con ASC, su salida al público está planificada para 2010, eso sí, una vez confirmada la aceptación general y la de los 300 posibles propietarios de su primera producción. Por el momento nos tendremos que conformar con el prototipo presentado.

Manteniendo la herencia de competición, es obvio que este “Raptor” está equipado con un gran corazón, un nuevo V8 “twin-screw supercharger de 5 litros de capacidad que entrega 650Cv. y un esfuerzo de torsión máximo de 630lb/ft; toda una máquina. Este motor funciona con etanol al 85% como algunos vehículos de la IRL (Indy Racing League) y la American Le Mans Cars; su caudal de potencia hace posible su espectacular sprint, y su marca de velocidad punta supera los 320km/h. Está enganchado a una transmisión manual de seis velocidades, aunque también podrá ser disfrutado con una secuencial si así se desea.

Su chasis de aluminio rígido ligero, ofrece espoletas dobles delanteras y posteriores con control de estabilidad y tracción integrado, su sistema de frenos de alto rendimiento está compuesto por 4 discos de 15 pulgadas y calibradores con 6 pistones por rueda, toda una garantía a la hora de “parar” este bólido.

En cuanto a su exterior, mención aparte merece su espectacular techo de cristal teñido que va desde el cristal frontal hasta el alerón de cola. Y por último, la pregunta de siempre, ¿Cuánto cuesta este capricho? Pues 185.000 dolares, todo un chollo considerando que el precio de el S7, su hermano mayor o antecesor (según lo veamos), es de 600.000. Por supuesto impuestos aparte.

Preguntas frecuentes | Contáctanos | Aviso legal | Política de privacidad | Cookies | Herramientas de SEO

© BINT